jueves, 25 de junio de 2020

Subte: lo utilizan apenas un 6%

Subte: lo utilizan apenas un 6% de las personas que lo hacían antes de la cuarentena



CAPITAL FEDERAL 25 Jun(Gobierno Ciudad BsAs).-Desde el comienzo del aislamiento social preventivo y obligatorio, con el objetivo de seguir trasladando a trabajadores esenciales de la Ciudad, las seis líneas del subte y el premetro continuaron prestando su servicio con algunas modificaciones.

Desde el comienzo del aislamiento social preventivo y obligatorio, con el objetivo de seguir trasladando a trabajadores esenciales de la Ciudad, las seis líneas del subte y el premetro continuaron prestando su servicio con algunas modificaciones. Este medio de transporte, en el que usualmente viajan a diario 1.300.000 vecinos, alcanzó números históricos ya que durante la cuarentena, actualmente se realiza un 6% de los viajes que se hacen en un día típico habitual.

Algunas medidas que se tomaron

    Desde el 18 de marzo, conforme a lo dispuesto por el Ministerio de Transporte de la Nación sólo se permite que viajen pasajeros sentados.

    El 19 de marzo, el subte comenzó a funcionar con un esquema especial, parando en las cabeceras, estaciones con combinaciones y trasbordo y en las cercanas a centros de salud (Facultad de Medicina, línea D; Caseros, línea H). Quedaron habilitadas 39 estaciones de un total de 90.

    El viernes 3 de abril se habilitaron 11 estaciones adicionales (50 de 90 en total) cercanas a entidades bancarias para favorecer el acceso a los bancos.

    En las estaciones de alta circulación de pasajeros, como por ejemplo Constitución, se montaron operativos especiales con Agentes de Tránsito para facilitar el ingreso ordenado de los pasajeros a los andenes y que todos puedan viajar sentados, manteniendo distancia.

    Para garantizar el distanciamiento social se intervinieron los espacios de espera en las estaciones más concurridas.

    Desde el 15 de abril, según dispuso el Gobierno de la Ciudad, es obligatorio el uso de tapabocas para todos los pasajeros y personal del transporte público.

Limpieza y Desinfección

Todas las noches cuando finaliza el servicio, el personal de Metrovías, operadora de la Red de Subte, se encarga de realizar la desinfección y limpieza profunda de las estaciones y las formaciones con detergente, agua clorada/lavandina, y otros productos que ya se usaban habitualmente.

Además, durante el día en las horas de servicio, se repasan las superficies de contacto de todas las estaciones: frentes de boleterías, molinetes, barandas, pasamanos de escaleras, ascensores y terminales de Autoservicio.

En el caso de la cabina del conductor, se desinfecta cada vez que cambia el colaborador a cargo de esta función, es decir, aproximadamente 6 veces por día.

Cada 15 días, se realiza un refuerzo de desinfección con sal de amonio cuaternario a cargo de un proveedor externo. El producto lo aplican en el interior de formaciones, superficies de contacto en estaciones, salas de descanso y vestuarios del personal.

Personal de limpieza

Desde Metrovías organizaron un esquema especial de trabajo del que forman parte aproximadamente 550 peones de limpieza, (algunos trabajadores fueron exceptuados por diferentes motivos). A su vez, los que sí se encuentran desempeñando tareas, no están operativos todos los días sino que lo hacen de forma rotativa.

Parte por parte:

    Desinfección de la cabina: el conductor de cada formación viaja en una cabina aparte, separada de los coches, donde es el único ocupante. Esta cabina se desinfecta en su totalidad luego de cada turno y antes del inicio del siguiente.

    Limpieza de coches: las mismas medidas de higiene en las cabinas se replican en cada uno de los coches. Se higienizan las superficies y especialmente pasamanos, barandas, puertas y elementos de agarre, con detergente y lavandina.

    Limpieza de estaciones: se efectúa en forma frecuente, con especial foco en ámbitos de circulación como boleterías, molinetes, baños públicos, barandas, picaportes, exterior de las boleterías, puertas de emergencia. La frecuencia es de aproximadamente 6 veces por día y durante el cierre del servicio se realiza una higiene más profunda. La limpieza también se refuerza en áreas comunes (descanso, vestuarios), promoviendo el distanciamiento.

    Boleterías: para evitar aglomeraciones y minimizar el contagio, se mantienen abiertas en estaciones cabecera, con un máximo de 2 personas en atención al público.

Cuidados para los trabajadores de la red

Para prevenir el riesgo de contagio en el subte, los guardas, conductores, maniobristas, y personal de estaciones y talleres, tuvieron que modificar sus rutinas habituales, y adoptaron nuevas medidas:

    Control de temperatura corporal: A todo el personal, antes de comenzar sus tareas, se le mide la temperatura. En el caso de registrarse fiebre, se aplica el protocolo correspondiente.

    Elementos de protección: Todas las personas que trabajan en el Subte fueron provistas de barbijos (de uso obligatorio), guantes descartables (de uso optativo, aunque recomendable)

    Alcohol en gel: se colocaron dispensers de alcohol en gel en todos los lugares de trabajo, ya sea en estaciones y/o salas de descanso los cuales se rellenan permanentemente.

    Capacitación: desde el inicio de la pandemia, se organizaron charlas y concientizaciones para el personal sobre las medidas de seguridad y procedimientos en el contexto de la emergencia sanitaria; con una capacitación específica para el personal de limpieza sobre los procedimientos de desinfección;

Además, los trabajadores que forman parte de grupos de riesgo (mayores de 60, embarazadas, o por motivos de salud) tienen licencia y se implementó el teletrabajo para quienes pueden desempeñar sus tareas en forma no presencial para la prestación del servicio.

No hay comentarios.: