jueves, 3 de agosto de 2017

Mas de Odebretcht

Odebrecht admitió que pagó coimas por el soterramiento del Sarmiento

BUENOS AIRES 3 Agos(TN y la Gente).-Los "arrepentidos" del megaescándalo de corrupción confesaron que los sobornos eran para el entorno de De Vido. Además involucraron a "Corcho" Rodríguez.

El gigante de la construcción brasileño Odebrecht pagó durante el kirchnerismo al menos U$S 35 millones en coimas para ganar contratos de obra pública. Entre ellos, el soterramiento del ferrocarril Sarmiento, la construcción de gasoductos y de una planta potabilizadora en Tigre. Todas estos casos son investigados por la Justicia Federal, en causas que incluyen sobreprecios en los contratos.

En el caso del soterramiento los "arrepentidos" admitieron que pagaron sobornos por al menos US$ 3,3 millones a allegados a Julio De Vido, cuando lideraba el Ministerio de Planificación Federal, con el objetivo de asegurarse la megaobra. Esta suculenta suma podría llegar a los U$S 20 millones.
Quién es quién en la causa Odebrecht en Argentina

Las revelaciones surgen de documentos con las confesiones de "delatores" de la investigación del Lava Jato, el mayor escándalo de corrupción de Brasil. En sus declaraciones, los involucrados explicaron que los pagos de sobornos se hicieron por etapas y mencionaron entre otros a Jorge "Corcho" Rodríguez. Expareja de Susana Giménez, el empresario negó que fuera "valijero" de Odebrecht.

La primera etapa de las coimas se produjo previo a que Odebrecht estuviera a cargo del consorcio del soterramiento. De acuerdo a la confesión de los "arrepentidos" a la que accedió La Nación, exejecutivos le adjudicaron a Iecsa -la empresa que era de Angelo Calcaterra, primo del presidente Mauricio Macri-, la negociación de los pagos irregulares con el entorno de De Vido.

Mientras que en la segunda etapa, con la empresa brasileña a cargo del consorcio, los involucrados declararon que Rodríguez se encargó de "arreglar" las coimas con los funcionarios por el soterramiento, al igual que en los casos de la ampliación de los gasoductos norte y sur y la construcción de la planta de Paraná de las Palmas.

Uno de los mencionados en las declaraciones exsel exgerente general de Iecsa Javier Sánchez Caballero, que negó las acusaciones y se desligó de cualquier tipo de maniobra ilegal. Mientras que la oficina de Odebrecht en Buenos Aires ratificó la decisión de la empresa de colaborar "de forma amplia y eficaz con las investigaciones".

No hay comentarios.: