miércoles, 28 de junio de 2017

Robo en Ferrovias en 2013

Robó $ 30 en un tren y lo condenaron a 3 años de prisión

CAPITAL FEDERAL 27 Jun(Clarin).-La pena se unificó con otra de 2015 y deberá pasar más de 7 años preso.
    El robo ocurrió en 2013 en una formación del Belgrano Norte. (Archivo)

“Dame la plata, porque recién salí de estar en cana y necesito armarme” fue la frase que condenó a Jonathan Matías Garro tiene 27 años. Su víctima apenas tenía 30 pesos. Por ese robo, en un juicio abreviado, le dieron una pena de tres años de cárcel de cumplimiento efectivo.

Fuentes judiciales informaron que la pena que le dictó el Tribunal en lo Criminal 1 por el robo de 30 pesos a un pasaje de un tren en 2013 se unificó con otra también por robo del 2015, por lo que el acusado deberá pasar siete años y cuatro meses de cárcel.
Mirá también
Caos sobre la avenida Santa Fe: tiros, choque, persecución y dos motochorros detenidos

Según se estableció en el juicio abreviado, Garro, luego de sustraerle el dinero a un pasajero del tren, intentó venderle un teléfono celular usado, que la víctima rechazó por desinterés y porque ya no tenía dinero ya que se lo acababan de robar.

El hecho que originó la causa se registró la mañana del 24 de mayo de 2013 en el interior una formación del ferrocarril Belgrano Norte, cuando el tren se desplaza entre las estaciones Aristóbulo del Valle y Scalabrini Ortiz, en la Capital Federal.
Robó $ 30 en un tren y lo condenaron a 3 años de prisión

Fue en la estación Retiro que la víctima denunció a los ladrones y los detuvieron. (Archivo)

Garro, junto a otros dos cómplices, sorprendió a un pasajero a quien asaltó: “Dame la plata, porque recién salí de estar en cana y necesito armarme, aparte tengo una 32 en la cintura, si querés te la muestro”.

La víctima le entregó entonces un billete de 20 pesos, pero como Garro se mostró insatisfecho, debió agregar otro de 10, pero según constancias de la causa rehusó comprarle a su agresor “un teléfono celular marca Nokia, con tapa, color negro y plateado, que estaba “sin batería” y “en malas condiciones”.

Cuando el tren llegó a la terminal de Retiro, el damnificado dio aviso a la policía, que detuvo al trío y secuestro el dinero robado y el teléfono.

En el “juicio abreviado” ante el Tribunal Oral en lo Criminal 1, Garro admitió haber cometido el robo y fue condenado a tres años de prisión de cumplimiento efectivo, teniendo en cuenta el agravante de haberlo perpetrado “en poblado y en banda”.

Pero como tenía condenas anteriores por robo, la última impuesta el 16 de julio de 2015 por un tribunal de San Isidro, se le unificó la condena en siete años y cuatro meses de cárcel.

Debido al “mal estado de conservación” y “escaso valor económico”, el TOC 1 decidió devolverle a Garro el teléfono celular, pero lo intimó a que en cinco días acredite ser el dueño del aparato, “bajo apercibimiento de proceder a su destrucción”.

No hay comentarios.: