jueves, 27 de abril de 2017

Linea Roca a La Plata

El tren Roca llegó al norte platense pero ahora el calvario es por los micros

LA PLATA 27 Abr(El Dia).-Hubo cambios en la grilla de colectivos y eliminaron servicios.
Se forman largas colas en la estación de Villa Elisa para tomar los micros que reemplazan al tren - Alex Meckert

Cuestionado desde hace varios meses por un supuesto descenso en la “cantidad y calidad” de las prestaciones, el servicio de micros que cubre el tramo ferroviario aún no habilitado en el marco de la electrificación de la línea Roca volvió a ser blanco ayer de las críticas de los usuarios.La llegada de los trenes a City Bell y Villa Elisa, el lunes pasado, desencadenó una serie de cambios en la grilla del autotransporte sustituto que repercutieron en la rutina de quienes viajan entre nuestra ciudad y la capital federal.Al eliminarse los colectivos directos por Autopista entre 1 y 44 y Berazategui -donde salen y llegan cuatro trenes cada hora-, y trasladarse la cabecera a Villa Elisa -con solamente dos convoyes cada sesenta minutos-, la estación situada en avenida Arana y Sáenz Peña recibió ayer una inusitada cantidad de pasajeros.Éstos denunciaron que los micros a La Plata, tanto aquellos que corren por la autovía como los “lecheros” que transitan el Centenario y paran en City Bell. Manuel B. Gonnet, Ringuelet y Tolosa, son cada vez menos y están en peores condiciones.
Según sostuvieron, las frecuencias se habrían reducido a la mitad. “Estuve media hora en la cola y veinte minutos más viajando de Villa Elisa a La Plata por Autopista” relató Daniel Solimani: “sumado al tiempo del tren, no encontré ninguna ventaja”.En la “estación modelo” de City Bell, única de las intermedias entre Constitución y La Plata en la que se completaron las obras de remodelación y adecuación, donde arriba y parte una formación cada hora, el panorama fue menos agitado.

LOS TRENES, NORMALES

Después de las fallas eléctricas del martes, que provocaron demoras en algunos trenes y obligaron a acortar el recorrido de otros, el servicio ferroviario se cumplió ayer con normalidad, redondeando el trayecto entre el sur de la capital federal y el norte platense en 55 minutos a una hora.Anteayer, en medio de la tormenta, varios trenes se detuvieron por algunos minutos, y otros que debían llegar a Villa Elisa fueron cancelados en Berazategui.Se estima que cuando la electrificación de la línea Roca -ramal Vía Quilmes- esté completa, para lo que restan diez kilómetros, el tiempo de viaje entre Constitución y La Plata será de alrededor de una hora, y las frecuencias de salida rondarán los doce a quince minutos.Según trascendió, para alcanzar esos objetivos será indispensable que concluya la construcción de la subestación Quilmes, concebida específicamente para satisfacer la demanda del tendido funcionando a pleno y hoy con un avance cercano al 60 por ciento.Actualmente, la energía se toma “prestada” de la subestación Temperley, habilitada en 1983 para abastecer la vía que conecta los municipios de Lanús, Lomas de Zamora, Almirante Brown y Florencio Varela, entre otros.

34
Son los trenes que salen desde Villa Elisa a Constitución durante los días hábiles, el primero a las 4.57 y el último a las 21.24; la mitad llega desde City Bell.

No hay comentarios.: