lunes, 27 de junio de 2016

Noticias de la tarde

Piden informes por otros 500.000 pesos que se gastaron en el Tren Urbano

SANTA FE 27 Jun(El Litoral).-Concejales quieren conocer los gastos generados  por “reparaciones, repuestos y servicios brindados al Tren Urbano”. La suma asciende a 504.020 pesos y el reclamo de cobro fue presentado la semana pasada por quien tiene a su cargo la concesión precaria del servicio.Ediles del Bloque Justicialista “Santa Fe es una Sola” presentaron esta mañana un proyecto de comunicación solicitando información por un nuevo pago que tendría que asumir el municipio por el funcionamiento del Tren Urbano.En el pedido de informes presentado por los ediles Ignacio Martínez Kerz, Marianela Blangini, Juan José Saleme, Sebastián Pignata, Lucas Maguid y Fernando Fleitas  los concejales reclaman “un detalle de los trabajos de mantenimiento y de reparación a que fueron sometidas las dos unidades autopropulsadas de tren urbano en el primer semestre del presente año”.Asimismo, los ediles preguntan  quién estuvo a cargo de las tareas de mantenimiento y reparación de las unidades, el valor total de los trabajos llevados a cabo, copia de la factura emitida, concepto, forma de pago, tipo y plazos de garantía de los trabajos realizados y detalle administrativos de la gestión de cobro en pesos del  Expte. DE-0448-01313786-4.Los ediles justicialistas quieren conocer también un “detalle técnico general y mecánico actualizado de las unidades -aptitud de los motores, frenos, puertas, luces, rodamientos y otros- como también un detalle técnico general del trazado del tren urbano (aptitud de vías, cruces, señalética y otros).Los concejales reconocieron estar “impactados” con este nuevo gasto generado con el Tren Urbano.  “Hemos tomado conocimiento a través del Sistema de Información de Expedientes Municipal, SIEM, que la Empresa Recreo SRL. inició el trámite Expte. DE-0448-01313786-4 – de cobro en pesos, adjuntando la factura Nro. 0005-00000194 de fecha 24/05/16, con referencia “Servicio Tren Urbano”, que estaría relacionado con reparaciones, repuestos y mantenimiento de las unidades para volver a ponerlas en funcionamiento. El costo de las reparaciones habría alcanzado los 504.020 pesos.“De ninguna manera vamos a avalar este gasto; esto es una vergüenza y se ha convertido en una historia de nunca acabar. La gestión del Intendente Corral debe ponerle un punto final a esta situación”, reclamaron.
Incumplimiento contractual

El día lunes 11 de enero de este año, las unidades se pusieron en marcha haciendo trayectos de prueba en el trazado dispuesto por la Municipalidad de Santa Fe. Cuatro días después, el día viernes 15 de enero, pararon los equipos por nuevos desperfectos mecánicos. De allí en más se sucedieron una serie de contratiempos, marchas y contra marchas, donde el tren estuvo prácticamente paralizado durante los siguientes cinco meses.El municipio firmó un convenio de gerenciamiento con Autobuses Santa Fe SRL. para la prestación del servicio de transporte público de pasajeros por tren liviano el pasado 21 de diciembre de 2015 –Dec.00064/15. Ahora la empresa reclama el pago de más de medio millón de pesos por “erogaciones que fueron generadas por reparaciones, repuestos y servicios asignados al Tren Urbano”. “Vamos a rechazar este gasto. La Municipalidad no tiene que pagarlo” señalaron los concejales.Según reza el convenio, entre las obligaciones de las partes, la empresa “tendrá a su cargo el correcto mantenimiento, limpieza, reposición de combustibles y lubricantes y reparación con repuestos correspondientes de las unidades utilizadas para la prestación del servicio”.“Vamos a tomar los recaudos, vía Fiscalía y Tribunal de Cuentas Municipal, para que este tema se esclarezca. El gasto debe ser asumido por la empresa y no por el municipio. No vamos a avalar esta cadena de irresponsabilidades con este malogrado tema del tren urbano”, finalizaron.

Presentan un amparo contra el aumento del Subte

CAPITAL FEDERAL 27 Jun(EnElSubte).-El auditor Facundo del Gaiso presentó un recurso de amparo para frenar el aumento del Subte, cuya entrada en vigencia se prevé para julio. Según argumenta, la tarifa técnica se encuentra inflada y el incremento debería calcularse a partir de la tarifa de operación, que es más baja. El antecedente del amparo de 2013.El Auditor General de la Ciudad de Buenos Aires Facundo del Gaiso (Coalición Cívica) presentó el pasado viernes un recurso de amparo solicitando una medida cautelar que frene el aumento del Subte (de 67%), que llevará la tarifa plana de $4,50 a $7,50.Según argumenta Del Gaiso, el precio de la tarifa está “inflado” ya que “los gastos de seguridad, ciertos gastos de mantenimiento y depreciación de material rodante no son ejecutados por el operador del servicio”. El amparo afirma que en la tarifa técnica, de $13,37, se computan gastos que no corresponden a la operación del servicio como la infraestructura, la seguridad, la depreciación del material rodante y algunos gastos de mantenimiento. En 2013, un amparo ya había obligado a frenar un aumento.La presentación se fundamenta en una resolución del directorio de Subterráneos de Buenos Aires que discrimina entre la tarifa técnica, que fuera fijada en $13,37, y la tarifa de operación, que asciende a $11,21. Esta tarifa “representa los ítems exclusivamente ejecutados por la operadora del servicio: mano de obra, parte de mantenimiento de material rodante e instalaciones, de energía eléctrica, de seguros, de operación, de facturación, de administración y determinados impuestos”.“Además, en el anexo de la citada resolución se adiciona la infraestructura, que no es un gasto que ejecuta el operador del servicio, sobrevaluando aún más la tarifa técnica que deben soportar los usuarios”, puntualizó el denunciante.Cabe recordar que no es la primera vez que se acusa que la tarifa técnica se encuentra inflada por computar indebidamente algunos rubros. La propia Auditoría Porteña lo afirmó, en un informe oficial del año 2013, elaborado por encargo de la Legislatura.El incremento tarifario está previsto para el próximo mes de julio, luego de que la semana pasada finalmente pudiera realizarse, tras varias suspensiones, la audiencia pública requerida para proceder al aumento.
El antecedente

En 2013, la Justicia hizo lugar a un recurso de amparo presentado por el entonces legislador Alejandro Bodart (MST), que fuera ratificado en varias instancias y que logró dilatar la entrada en vigencia del aumento de $2,50 a $3,50, previsto originalmente para marzo de ese año, hasta noviembre.

Piccardo presenta una denuncia porque lo obligaron a ir a una reunión hace cuatro años

 
CAPITAL FEDERAL 27 Jun(EnElSubte).-El presidente de SBASE reflotó una denuncia contra el ex ministro Carlos Tomada por un episodio ocurrido en 2012. Piccardo se negaba a asistir a las reuniones por paritarias y el Ministerio de Trabajo lo mandó buscar con la Policía. El hecho había sido denunciado anteriormente, sin respuesta favorable.El presidente de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE), Juan Pablo Piccardo, buscó sumarse a la andanada de recursos judiciales alentados por Cambiemos contra funcionarios del anterior gobierno, al presentar recientemente una denuncia contra el ex ministro de Trabajo Carlos Tomada. Según la agencia estatal Télam, la denuncia es “por privación ilegítima de la libertad y abuso de autoridad”.La raíz del conflicto se remonta a mayo de 2012, cuando el presidente de SBASE fue obligado por la fuerza pública (Policía Federal) a asistir a una reunión por paritarias con representantes de Metrovías y de los gremios de trabajadores del Subte (UTA y AGTSyP), a la que se negaba asistir.En mayo de 2012 el Ministerio de Trabajo mandó buscar a Piccardo con la fuerza pública por negarse a asistir a una reunión de negociación con Metrovías y el gremio. El presidente de la empresa presentó denuncias ante la Justicia, que las rechazó. El Procurador de la CABA dijo que el hecho era “lamentable” pero legal.El ministerio había tomado esa determinación luego de que el titular de la empresa estatal faltara varias veces a los encuentros, en el marco del conflicto entre Nación y Ciudad por el traspaso de la red. Según argumentaba Piccardo, al no haberse efectivizado la transferencia, la negociación debía llevarse a cabo sin participación alguna del GCBA ni de SBASE. Ese mismo desacuerdo fue el que terminó gatillando en agosto de ese año el paro más largo de la historia del Subte.El episodio ya había sido denunciado por Piccardo en reiteradas ocasiones, sin respuesta favorable. A los pocos días de ocurrido, presentó una denuncia contra Tomada en los mismos términos que la actual. El hábeas corpus solicitado por el presidente de la empresa estatal fue rechazado entonces por el juez Fernando Klappenbach. En aquel entonces, el Procurador General de la Ciudad, Julio Conte Grand, había calificado de lamentable e innecesario el hecho, pero reconoció que la acción estaba amparada por la ley.

No hay comentarios.: